No emprendas tu palabra que primero No tengas de las obras certidumbre. Frases

Historia | Motoristas | MSC | Deportivo | Casa Triumph | La Indian del Gallego | LAMA | Mototurismo | Habana Harley Club| Club Whizzer Cuba | Club MZ Cuba | Las motos de la independencia | Motocicletas en la Ciudad Blanca | WAJAY, el pueblo de las Motos en Cuba

Preguntas y respuestas:

¿Una moto o un auto se consideran?

ANTIGUO: Cuando su fabricación se realizó hace más de 25 años.

CLÁSICO: Cuando en su elaboración sus diseñadores lograron establecer un modelo que sin apartase de lo tradicional mantuvo las reglas de diseño establecidas por sus antecesores. Son modelos dignos de imitar por los futuros diseñadores para la ideación de los nuevos conceptos en los tiempos modernos, además son prototipos que se fabricaron en pequeñas cuantías, representaron cambios tecnológicos, adelantos en su época, de mucha acogida por el público y de escasa penetración en un determinado país.

HISTÓRICO: Cuando su desarrollo fue fabuloso, legendario dado a la cantidad de unidades desarrolladas por su fabricante, lo que devino en un cambio de mentalidad en la afición o se comprueba que su trascendencia atribuida por la relevancia de haber pertenecido a algún personaje conocido mundialmente (piloto, corredor, negociante etc.) engrosa la lista de los modelos históricos de cada nación.

Preguntas realizadas por Boris Leonardo Caro Periodista, social media manager, blogger y respuestas de Onelio García Pérez Director de hobbiesenred.com.

"Las respuestas a tus preguntas Boris":

-Boris (B): ¿Podría describir brevemente cómo fueron introducidas las primeras motos en Cuba? ¿qué impacto causaron en la población de aquella época?

-Onelio (O): Las referencias apuntan que la primera motocicleta entró a Cuba el 3 de septiembre de 1899, triciclo italiano de la marca Prinetti & Stucchi según un recorte de la Revista "El Fígaro". Hay que señalar que nuestra isla por su posición privilegiada, generaba un gran tránsito de mercancías lo que despertó entre los habaneros un fanatismo por todo lo novedoso que entraba a través del puerto de La Habana, ¡Las motocicletas, estoy seguro, fueron uno de ellos!

Su impacto fue rotundo, debido a que la ciudad crecía y los habaneros necesitaban medios de transportes libres e independientes capaces de satisfacer sus necesidades crecientes de: esparcimiento, rapidez en las entregas de mercancías, aparejado también al fomento de los primeros negocios -Garaje de Bencina, carreras de motos con: avionetas, autos, caballos y andarines-.

-B: En la expansión de las motocicletas en la isla, al parecer, ocurrió algo similar a lo sucedido con los automóviles: primero entraron equipos europeos y después los estadounidenses coparon el mercado. ¿Fue exactamente así? ¿Cómo se dio este proceso?

-O: Estas en lo cierto Boris, ¡La moto se generó en el Primer Mundo!

En 1885 Gottlieb Daimler inventa la primera motocicleta en Alemania y patenta el motor de combustión interna, moto que tenía dos pequeñas ruedas a sus lados para mantener el equilibrio. Desde el año 1896, la firma inglesa Excelsior fabricaba motocicletas en Inglaterra, máquinas que inundaron el mundo entero. Ya en el año 1908 aparece la Primera flotilla de la policía en Cuba, con bicicletas con motor de la casa Fils de Peugeot. Posteriormente aparece el primer “negocio oficial” de motocicletas Excelsior-Henderson 1917 en La Habana, y se expande el mercado norteamericano con aparatos de la talla de las legendarias Indian, Harley-Davidson, aunque también se ha podido constatar que existió un mercado ingles paralelo a este mercado “americano” producto de la distribución de otras motocicletas procedentes de Europa (motores ingleses). Mercado este último, que ofreció una fuerte competencia a los productos del norte.

-B: ¿Qué ocurrió después de 1959, cuando la ruptura de relaciones con EE.UU. cortó el suministro de piezas y equipos?

-O: Después del triunfo de la revolución -1959-, el motociclístico cubano siguió el curso de la historia despertando aún más este movimiento entre los seguidores. Los inicios fueron “años de mucha pujanza…” social y los eventos de motor florecieron entre los habaneros y cubanos. En los primeros años de la década del 60 aparecen las primeras intervenciones de los negocios de motocicletas, lo que dio como resultado el retiro de diferentes concesionarios y con ellos se esfuman las piezas, fundamentalmente de procedencia inglesa como: BSA, Matchless, Norton, Triumph y otras americanas como: Indian, Harley, Whizzer por citar algunas. Esto generó un nuevo fenómeno entre los motociclistas y las organizaciones rectoras de los eventos competitivos, que de hecho se realizaban con motocicletas de turismo, de esta forma algunos locales importantes como el negocio de “Van Der Mye Motor” pasaron a forma parte de las escuderías convirtiéndose en talleres para la elaboración de partes, componentes y de esta manera se garantizó el respaldo tecnológico para las actividades de este tipo resguardando el movimiento con inventivas “nacionales” de componentes. Por otro lado, los propietarios de motocicletas comenzaron a sentir la falta de piezas y sus máquinas día tras día se fueron deteniendo en muchos rincones, garajes y patios de Cuba, hasta que toma vida nuevamente el movimiento de restauración entre los propietarios...

-B: ¿Qué características tenían las motocicletas del campo socialista que entraron posteriormente al país?

-O: Las motocicletas del campo socialista que entraron posteriormente al país eran fundamentalmente de procedencia alemana, checoslovaca y soviéticas, motocicletas robustas, muy resistentes, sin mucho acabado y económicas. Muestra fehaciente es que hoy en día circulan muchas de ellas aún por las calles de Cuba y partes de ellas están también en el interior de nuestros motores manteniéndolos funcionado.

-B: ¿De qué modo se han mantenido las llamadas "motos clásicas" hasta el presente?

-O: El mantenimiento de las motos clásicas en Cuba en sin dudas, ¡un fenómeno sin precedentes! Si tomamos en consideración que desde el rompimiento de la relaciones diplomáticas con los EE.UU. los moteros de Cuba se las han tenido que agenciar para mantener, defender sus motocicletas sin piezas de repuestos: rolletes, retenes. Aquí se ha tenido que adaptar desde una llanta para los motores Harley-Davidson por la falta de gomas, hasta adaptar pistones y camisas, rusas, checas para sostener las motos… Tendríamos que escribir muchas cuartillas con las cosas que han tenido que hacer los cubanos para no dejarnos vencer por los impedimentos, lo que ha dado como resultados la aparición desde hace muchos años de un movimiento inventiva tecnológica (homologación) entre los seguidores que se ha movido desde la fabricación, maquinado de piezas, construcción y adaptación de los antiguos sistemas eléctricos por nuevos componentes electrónicos que sustituyen a los antiguos magnetos hasta lo más reciente la customania y la homologación cubana.

Muchas personas desde antaño han tratado por todos los medios de preservar el conocimiento y la historia ejemplo: José Lorenzo (Pepe Milésima) prominente mecánico de las motos Harley-Davidson en La Habana fallecido en 1991, Jesús Silveira Lago (Chucho) otro gran mecánico de los motores ingleses personas que han dejado en manos de las nuevas generaciones de motoristas, mecánicos y estudiosos el Know-how empírico de muchos años. Estimulando con esto, el mantenimiento de la originalidad, cuidando de las estructuras (motores).

Hoy en día nuestras joyas rodantes son un vivo ejemplo de la mecánica clásica del Mundo. Por eso, muchas personas vienen a visitarnos para investigar, palpar, ver y vivir horas, días con los moteros de Cuba.

Historia | Motoristas | MSC | Deportivo | Casa Triumph | La Indian del Gallego | LAMA | Mototurismo | Habana Harley Club| Club Whizzer Cuba | Club MZ Cuba | Las motos de la independencia | Motocicletas en la Ciudad Blanca | WAJAY, el pueblo de las Motos en Cuba

Onelio García Pérez
Director del Sitio www.hobbiesenred.com
Correo: director@hobbiesenred.com

Mucha suerte,

© Copyright Hobbiesenred -Centro Nacional de Derecho de Autor de la República de Cuba (CENDA) No. registro 1927-2008